¿Qué tan bien estas tratando a tus clientes? El tener una política y procesos de servicio y atención al cliente suele ser algo que se descarta el iniciar una empresa; sin embargo es parte fundamental para el éxito de un emprendedor; es por eso que te ofrecemos los siguientes tips para ofrecer un mejor servicio al cliente.

Planea de principio a fin

Desde que el cliente entra hasta el momento en que sale de él es importante que todos los responsables del servicio estén en el mismo canal sobre cómo atender a los clientes y tengan presente algunas reglas y procedimientos. Un saludo cordial puede cambiarle el día a un cliente, la clave es ser amigable.

Flexibilidad y apoderamiento

Si bien como mencionamos los empleados deben de tener reglas y procedimientos también deben de contar con flexibilidad para tomar ciertas decisiones (y que tengan el poder necesario para hacerlas). Para nuestros clientes es mejor sentir que están siendo atendidos por una persona como ellos que ser tratados por un robot que no quiere “romper” las reglas. Otorga más libertad a tus empleados para la toma de decisiones en este sentido.

Elimina pasos innecesarios

La burocracia es lo peor que puede existir en este mundo, la gente ya tiene suficiente con la burocracia que existe en el gobierno como para lidiar con la que pudiera existir en tu negocio, analiza todo el proceso del servicio al cliente e identifica que partes de él pudieran reducirse o mezclarse con otros pasos para hacer el servicio lo más rápido y eficiente posible.

Consiente a tus clientes

Las pequeñas acciones otorgan grandes resultados, algo tan simple como regalarle un dulce a un cliente le puede alegrar el día y relacionar la visita a tu negocio como algo agradable en su día lo que te otorgara clientes felices.

El cliente NO siempre tiene la razón

Este punto es uno que merece toda tu atención, si bien tu misión debe de ser atender a tus clientes de la mejor manera posible, es importante que tus empleados también se sientan respetados en todo momento y siempre habrá clientes que tal vez no sean las personas más educadas del mundo por lo que debes instruir a tus empleados en cómo manejar dichas situaciones no placenteras para evitar conflictos mayores, la clave es no perder la calma en ningún momento.

No todos los clientes son iguales así que el trato puede variar de persona a persona pero estos tips son primordiales para un buen servicio al cliente, estamos seguros que ya has detectado ciertos elementos que les encantan a tus clientes y ya los aplicas actualmente.

¿De qué forma consientes a tus clientes?